Colombia vivió este 28 de mayo otra jornada de manifestaciones en la capital y otros departamentos como Cali y el Huila que además, sirvió de escenario para conmemorar un mes exacto de los paros nacionales en contra de las medidas económicas implementadas por el presidente Iván Duque que ha intensificado la crisis social iniciada por la pandemia.

Sin embargo, la violencia y los enfrentamientos entre civiles y funcionarios no han cesado a lo largo de las protestas y este viernes, 3 vidas se perdieron en Cali y así, se suman 49 muertos en el marco de este estallido social.

“Tres personas desafortunadamente han muerto (…) Esta situación ha ocurrido entre quienes bloquean y quienes querían pasar” por uno de los puntos cerrados por manifestantes, anunció el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina.

Aunque la mayoría de las protestas han sido pacíficas, hay zonas en la que los choques en contra de la fuerza pública derivan actos vandálicos y violentos. El abuso policial es una de las premisas que mantiene a los colombianos en las calles, pues a pesar de las denuncias y fallecidos, el presidente ha sido firme en mantener al país militarizado.

 

Los líderes sindicales y estudiantiles exigen garantías para la protesta, ante los múltiples excesos de la fuerza pública, y al tiempo las autoridades piden el levantamiento de los bloqueos viales que causan desabastecimiento y millonarias pérdidas económicas en puntos como Buenaventura, el principal puerto sobre el Pacífico.

Por su parte, el presidente de Colombia anunció en su llegada a Cali, un despliegue militar en toda la zona para retomar el orden público tras fuertes enfrentamientes en la jornada de protestas de este viernes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.